jueves, 12 de junio de 2008

Sobre el diseño del blog. Por uno de los presuntos perros del hortelano.

Como quiera que un humilde servidor cree que cualquiera de nosotros (no sólo el autor original) puede hacer juicios de valor sobre el diseño, atentamente expone:

1. No me parece que expresar una opinión sea ser como el perro del hortelano.

2. Todos agradecemos los desvelos de los de siempre (que sería de nosotros sin ellos), pero si los de siempre nos recuerdan siempre lo mucho que hacen unos pocos y lo poco que hacen unos muchos, acabaremos por no valorar, como Dios manda, dichos desvelos, que reitero, agradecemos en el alma.
3. No hay nada personal en todo esto, al menos por mi parte, así que hágase la paz y sigamos con lo nuestro...

Y emprendamos el vuelo hacia objetivos más altos.

Jose Arístides

16 comentarios :

Anónimo dijo...

Jose me encanta tu forma de dar por zanjado el asunto, opinión que comparto en toda su extensión, pero lo que yo de verdad quería decirte, es que en esa foto estás genial tio, en serio. Ya puedes ir recomendándome el fotógrafo, porque ya sabes que yo soy como los de yoigo ( no es que salga mal en las fotos, es que soy así...jajaja)
un besazo, y lo dicho, estás hecho un pincel
Cristina

Miguel Angel Molina dijo...

Es bueno tener a alguien con ironía y sentido del humor en el grupo, que se tome a cachondeo todas estas chorradas, que es lo que son. Pero los de siempre (de los que me hago adalid) no queremos reconocimientos ni reverencias de los que no son los de siempre. Sólo queremos que de vez en cuando no nos toquen las pelotas. Porque puede que un día los de siempre se bajen del carro y dejen de hacer lo que hacen siempre, les toquen las pelotas o les tiren flores. Entonces, cuando llegue ese día, los que no son los de siempre tendrán que hacer las veces de los que ahora son los de siempre, pues en caso contrario, los de siempre y los que no son los de siempre, nos pasaremos las tardes de los miércoles leyendo como en el colegio hacíamos con las redacciones y luego tomando la cerveza en el bar de enfrente, donde, casualmente, si toman la iniciativa tanto los de siempre como los que no son los de siempre. Igual es que nos hemos equivocado de actividad y asociación.
Firmado: el de siempre

Anónimo dijo...

Muy bueno, Miguel Angel. Me he escojonado leyendo tu comentario. Arístides

josé maría aguilar dijo...

Muy bueno Miguel Ángel, sólo te ha faltado escribirlo en verso.

Anónimo dijo...

Aplaudo y admiro el valor y la fina ironía tanto de Miguel Ángel como de Jose Arístides.

Y me sumo a lo dicho.

He dicho.

La presidenta

Toñi dijo...

Una cosa más.

Me ha gustado mucho el detalle de las fotos. Veo que Miguel Ángel y Jose son dos chicos que dan la cara y que dicen las cosas tal y como las piensan, sin andarse con rodeos, pero sin perder el humor.

Con un par. Bravo.

Anónimo dijo...

Siempre es bueno decir lo que se piensa usando para ello las buenas maneras y el temple en el habla. Pues, la sinceridad, esa cualidad siempre bien recibida, es la cuna del siempre bienvenido "buen rollo". Pero me alcanza una duda y siempre que esto me sucede, me place recurrir a mis colegas, léase siempre vosotros, para poder así despejármela y salir airosa. Yo no sé si estoy con el grupo de los de siempre o siempre estoy con los que son casi siempre o los que nunca serán los de siempre o no quieren serlo o no pueden siquiera ser los de siempre, por siempre jamás. Digamos, que yo siempre he intentado ser la de siempre, osea yo. Siempre he evitado tocar las pelotas a los de siempre, mas al no saber si soy parte de los de siempre o una simple lectora del colegio de siempre, no sé si en ese caso, tocaría las pelotas a los consabidos de siempre o me las tocaría a mí en caso de ser del grupo de los de siempre, y, como siempre creo se me ha notado, yo no tengo pelotas, al menos físicas. Ahora bien, la iniciativa, siempre tan importante en un grupo, deberíamos aprender a tomarla todos, pues los de siempre pueden cansarse de hacer siempre las cosas y que por ello siempre se les critique, lo que no sería nada raro, es más sería muy comprensible. Yo siempre estoy dispuesta a hacer lo que sea menester por el grupo, y siempre que se me pida algo lo haré gustosa, dentro de mis siempre limitadas posibilidades. He pensado poner un contador de visitas, siempre que a todos les parezca bien, y siempre que no sea motivo de las siempre desagradables disputas y, por supuesto, siempre que sepa poner el mencionado contador(por cierto, uno realmente vistoso) en la dichosa plantilla de nuestro querido blog, siempre un pozo de los más intrigantes misterios. Siempre es bueno llevarse bien, y siempre es bueno reconocer el trabajo de los de siempre, y los que no son los de siempre deberían saberlo. Yo, que vago perdida y sin rumbo entre los de siempre y los de casi siempre, les agradezco a los de siempre, lo que siempre han realizado por el bien del grupo, y espero y deseo que no llegue ese día en el que los de siempre se bajen del carro. ¡Seamos casi serios, leche!. Todos somos necesarios y ninguno fundamental e imprescindible. Siempre es así y siempre lo será. El que siempre hace lo que puede no está obligado a hacer más y al que no le guste, osea los que no son los de siempre, pues que intenten hacerlo ellos, siempre que puedan o quieran. Bueno, pues siempre dispuesta a realizar lo mejor para el club, y por supuesto, siempre dispuesta a beber una cerveza o dos,( si son pequeñas), se despide la que siempre estará ahí, preparada para seguir adelante con todos vosotros. Dejemos las chorradas de siempre en el lugar que les corresponde. ¿Y cual es ese lugar? supongo que esta incógnita siempre habrá alguien, sea de los de siempre o no, que la sepa.
El besico de siempre a todos, tanto a los de siempre como a los de no siempre o casi siempre, incluso a los de: ¿qué ha pasado?, pues siempre hay algún despiste.
NIEVES (LA DE SIEMPRE O CASI SIEMPRE O ESO CREO)

Teresa dijo...

Corroboro tu intenso trablenguas, Nieves. Y me parece una buena idea la del contador; así sabremos el interés que despierta el blog, y si además de los de siempre y los de casi siempre entra a echar un vistazo alguien más (¿los de nunca?)

Paula dijo...

A los de nunca, a los que entramos de vez en cuando al blog para disfrutar de vuestros relatos, y de vuestras andanzas, nos entristece mucho leer cómo os peleais por una tontería de nada. Espero que no se pierda el "buen rollo". (Es una sugerencia)
Paula.

Anónimo dijo...

Hola chicas/os de SIEMPRE (JAJAJAJA) creo que la polémica está servida, y eso es bueno, indica que TODOS tenemos un interés común en esta, nuestra aventura literaria, pero veo que hay gente que tiene la costumbre no sé si buena o mala, o la de siempre, de colgarse medallas, o de hacerse invisible, o la de tironear de las orejas con humor e ironía, y pienso que todas las posturas son válidas y respetables. No hay que ir por la vida puntualizando continuamente, que uno/a es el motor del mundo, o el ombligo del mismo, que es más sexy, entre otras cosas porque TODOS, absolutamente TODOS somos prescindibles, en éste y en otros menesteres. Lo lamento pero es así, y que conste que está demostrado con creces a lo largo de la historia de la humanidad... O sea, que cada uno ponga su GRANITO de arena, y que nadie pero nadie, pretenda asumir que la montaña es suya, porque en serio, las montañas ya estaban ahí cuando llegamos nosotros...
A escribir, a visitar el blog, a comentar libremente lo que nos parezca, y a quedar para las cervezas si se tercia, que son las cuestiones que en definitiva nos unen. Dejémonos de dimes y diretes, de yo hago más que tú, de yo quiero más protagonísmo, y que cada cual aporte su inestimable apoyo, trabajo, y crítica cuando sea preciso. Unos sirven para la foto y otros prefieren dejarles posar para la foto a los que les hacve más ilusión ¿qué más da?... Somos un grupo que pretende hacer literatura, y como sucede SIEMPRE, con distintas personalidades y opiniones, existe la controversia, el truco para que esto funcione es sencillo: escribir y dejar escribir a los demás. Y que tengamos inteligencia, humor y tolerancia, para asumir las posturas contrarias, porque NADIE está por encima de los demás, ni NADIE es más que nadie. Todos somos miembros /as (jajaja) de este grupo de escritores que desea contar cuentos y darlos a conocer...Y nada más, apenas nada más... quien quiera más que lo diga, lo haga, y desde aquí mi más sicera felicitación y apoyo.

Besos
Cristina

Anónimo dijo...

Queridos amigos:
Creo que me he perdido algo. El miércoles pasado, como sabéis, no pude asistir a nuestra reunión ¿es que habéis propuesto algún relato titulado "los de siempre"?, ji ji.
Bueno ahora de verdad, me encanta cómo sois capaces de echarle humor y literatura a vuestras opiniones, se nota que sois escritores de pura cepa...
Yo también opino que habéis salido muy guapos en las fotos (Arístides y M. Ángel).
Diana

Anónimo dijo...

Habéis pensado que podría tratarse de un ejercicio de esos que os mandáis?.
He leido post de personas que apenas escriben en el blog más que relatos o ejercicios que hacéis. Curioso, lo que la polémica llega a conseguir!!
Y como la opinión es libre y además yo no tengo nada que ver con vosotros (simplemente entro en vuestro blog para leer un ratillo), pues os diré lo que me parece la nueva imagen; a mí me gusta, creo que tiene mucha más pinta de página web que de blog.
Una humilde lectora.

Toñi dijo...

Jose:

Estaba mirando la foto del salto. Está muy chula. ¿Eres tú?

Anónimo dijo...

Yo tampoco tengo que ver nada con vosotros, pero de vez en cuando entro y como entro me salgo.No digo nada del nuevo diseño, me es indiferente, pero el perro del hortelano no esta mal.
Otra humilde lectora.

Anónimo dijo...

Los de siempre, que siempre están callados, salvo para escribir o leer y, ofrecerse a servir de ayuda, aunque parece que esa ayuda no debe servir, pues siempre,se pasa de ella. Opinan, que todos somos necesaríos y ninguno indispensable, también que si estamos aquí es para unir nuestras voces (en este caso nuestras plumas) y dejarse de chorradas. Y si hace falta tomarse una manzanilla o un tintorro, se hace y ya está. Esperemos que los de siempre, no perdamos el carro y tegamos que seguirlo corriendo, que ya no estoy para esos trotes.
Un abrazo y haya paz. Alicia

Anónimo dijo...

¡Ah! Que se sepa, que si no he dado mi opinión antes, es porque no sabía manejar este cacharro, gracías a las ayudas de los compañeros, compañeras, voy aprendiendo.
¡Hasta lueguito...! Alicia